COVID-19: El adelanto de Ertes y subsidios de los bancos evitará el sobreendeudamiento de muchas familias

ASUFIN valora positivamente que las entidades financieras y el Gobierno hayan atendido esta petición de la asociación

ASUFIN denunció el pasado abril que muchas familias podrían verse abocadas a contratar préstamos rápidos ante el retraso de la administración en pagar la prestación de desempleo

El mercado de los créditos rápidos ofrece productos con plazos reducidos de uno o dos días con intereses nominales del 400% 

Jueves, 21 de mayo de 2020. ASUFIN valora positivamente el convenio firmado entre las patronales bancarias y el Ministerio de Trabajo, publicado en el BOE de ayer, para adelantar el pago de prestaciones por desempleo. Representa un paso adelante en esta crisis y contribuirá a evitar que muchas familias acudan a los créditos rápidos para obtener liquidez.

A tenor de las consultas y las quejas recibidas en esta asociación, es una evidencia que muchos afectados están aún a la espera de ver abonados en cuenta el importe de sus prestaciones por ERTE. En este contexto, las entidades financieras están en disposición de aliviar la carga financiera de las familias que han visto suspendidos sus trabajos y fuentes de ingresos por la parada en seco de la actividad económica.

El mercado de los créditos rápidos, que ASUFIN ha analizado en este estudio, ofrece la peculiaridad de que pueden pedirse créditos por un plazo tan sumamente reducido como de dos, tres incluso un solo día, que suele emplearse como adelanto de un pago recurrente como puede ser la nómina. Esta asociación ha advertido reiteradamente que el retraso en el pago de las prestaciones de desempleo puede llevar a los consumidores a pedir un adelanto que puede salir muy caro.

Patricia Suárez, presidenta de ASUFIN: “En esta pandemia las entidades financieras tienen una oportunidad para recuperar la confianza perdida en los últimos años, desde ASUFIN les pedimos que facilitaran anticipos a las familias que recibirán la prestación por desempleo con retraso para evitar su sobreendeudamiento. Valoramos muy positivamente que estén siendo sensibles con la situación de muchas familias en estos difíciles momentos”.

De este modo, y para 900 euros de préstamo a un día, las principales entidades de mini-créditos cobran 8 euros, 8,91 euros y 10,50 euros, respectivamente, según la simulación de cuota analizada por ASUFIN. La devolución suponen unos intereses nominales que rondan el 300 y 400% con unas tasas anuales equivalentes que escalan hasta el 2.428%, el 3.544% y cerca del 6.800%.

EN LOS MEDIOS

EUROPA PRESS | Asufin dice que el adelanto de los ERTE por los bancos evitará el sobreendeudamiento de las familias *PDF