SWAP: BBVA condenado a pagar más de 1.800.000 euros a una empresa sevillana

El Juzgado de Primera Instancia número 18 de Sevilla ha fallado a favor de una sociedad mercantil sevillana, condenando a BBVA a restituir 1.744.422,60 euros, más los intereses legales por dos swaps.

En 2015, la empresa suscribió con  BBVA sendos préstamos hipotecarios de 9.300.000 € para la compra de 2 inmuebles para su explotación comercial. Los empleados del banco recomendaron activamente la contratación de un producto que, según sus palabras, era “necesario para protegerse contra las probables subidas del tipo de interés del índice Euribor” al que se habían referenciado el préstamo.

El swap contenía diferentes opciones barrera y en realidad solo cubría un intervalo del 1,5% si se supera el 4,75%, pero la barrera se desactivaba si el Euribor 12 meses superaba el 6,25. Sin embargo, si el Euribor 12M no superaba el 1,95% el cliente tenía que abonar toda la bajada hasta el 3%. BBVA omitió esta explicación y sólo expuso la seguridad del producto frente a la subida de intereses.

BBVA aconsejó la contratación de dos swap sabiendo que este producto no iba a beneficiar al cliente, sino al banco

Nada le explicaron acerca de las pérdidas o el riesgo de ruina. En el 2007, y dado que durante dos años no había habido ni liquidaciones positivas ni negativas, los empleados recomiendan una segunda operación sin advertir sobre los escenarios de tipos negativos. Un años más tarde la sociedad sevillana procedió a suscribir dos nuevos contratos de confirmación de operación de derivados por un nominal de 5.300.000 € y 3.200.000 € respectivamente.

Estas operaciones de swaps generaron una pérdida neta global operativa por valor de 1.744.422,60 €. La Sentencia indica que cuando suscribió el producto era ya previsible por parte del BBVA que se iban a producir la bajada de los tipos, con lo cual el BBVA tenía conocimiento de que la contratación de dicho swap no iba a beneficiar a su cliente sino solo a ellos como banco.

El banco actuó como asesor, pero no preservó los intereses de su cliente omitiendo toda la información.

El cliente es minorista, aunque sea administrador de la empresa, y su perfil es de no experto en productos financieros. El banco actuó como asesor y no cumplió con su deber de información, lo que provocó el error en el consentimiento. BBVA es condenado a indemnizar por daños y perjuicios a la empresa, por lo que deberá restituir 1.744.422,60€ más los intereses legales desde la presentación de la demanda.

La Sentencia no es firme por lo que cabe interponer recurso de apelación.

Dirección Letrada: José Luis Ortiz Miranda
Perito: Miguel Pérez Somalo
Banco: BBVA
Producto: SWAP
Perfil: Pyme
Pdf: Sentencia estimatoria del JPI18 de Sevilla