HMD: ASUFIN gana a Bankinter en la Audiencia Provincial de Pontevedra

Una familia gallega que pidió dos créditos en yenes, con un perjuicio causado superior a los 90.000€, consigue que los magistrados de segunda instancia anulen las dos cláusulas multidivisa por falta de transparencia.

La Sala primera de la Audiencia Provincial de Pontevedra ha ratificado el fallo estimatorio del JPI número 6 de Vigo y ha condenado a Bankinter. La sentencia falla a favor de una familia que solicitó dos créditos de 145.000 y 70.500 euros en 2008 y sufrió un enorme perjuicio por no haber sido informados de los riesgos.

En la pericial de Enrique Mestre, perito colaborador de ASUFIN, se expone como en el primer préstamo, de 145.000 euros, la deuda después de 9 años era de 155.765,01, pese a haber desembolsado entre capital e intereses una suma superior a los 60.000€. El perjuicio causado en este crédito era en junio de 2016 de 60.734,62€.

La deuda del crédito de 145.000 € era, casi diez años después  de pagar 63.060€, de 155.765. El crédito de 70.500, tras pagar 31.203, tenía un saldo de 75.212.

En cuanto al segundo crédito, los 70.500 € concedidos se convirtieron en 75.212,18 pese a haber abonado más de 31.000 euros. Si la hipoteca hubiera estado referenciada al Euribor, la deuda sería de 45.379,34€, por lo que el perjuicio causado se acercaba en esa fecha a los 30.000 euros. El juzgado de Primera Instancia condenó a Bankinter a recalcular todo el crédito en euros.

Las hipotecas multidivisa se vendieron destacando sus beneficios frente al Euribor

Bankinter, fiel a su obcecación, recurrió la sentencia de primera instancia con los mismos argumentos y los magistrados de la Audiencia han vuelto a desestimarlos. En el primero de los argumentos, sobre la caducidad de la acción, la juez recuerda que se trata de una acción para la nulidad de una cláusula abusiva y que el TJUE ha reiterado que éstas no vincularán al consumidor. Es el modo, recuerda, de reemplazar el equilibrio de igualdad entre las partes.

El empleado de Bankinter alegó que no creyó necesario explicar los riesgos porque el asociado de ASUFIN mostró grandes conocimientos de lo que contrataba.

Bankinter, que calificó este contrato como de no complejo, olvidó una vez más que esta cláusula está sometida al doble control de transparencia, ya que el afectado es un consumidor. Que la entidad crea que un licenciado en historia y una licenciada en pedagogía tienen un perfil de avezados expertos financieros, les parece peregrino.

El testigo de la entidad afirmó estar seguro de que el afectado sabía lo que contrataba por conversaciones constantes, y que por ello no fue necesario explicarle los riesgos del producto. Así mismo, puesto que según él todo estaba explicado en los documentos, no consideró necesario acompañarle en la firma. En todo momento habla de uno de los asociados de ASUFIN, obviando al resto de la familia.

La familia abrió una cuenta en yenes para ahorrarse la comisión mensual, y pagó durante casi diez años sus cuotas con enorme sacrificio.

Sin embargo, el afectado negó tales explicaciones, dijo que no se le hicieron simulaciones y que se acercó a la entidad para cancelar su hipoteca con Caixa Galicia porque le parecía desfavorable. Allí fue donde le hablaron de la multidivisa, informándole tan solo de que tendría una cuota más baja y menos años de amortización. Declaró que la oferta vinculante, que pidió en varias ocasiones, no se la dieron antes de la firma.

En la documentación aportada no consta información sobre el riesgo de fluctuaciones, y el folleto explicativo tampoco informa sobre los riesgos de forma clara. Además, para la juez no tiene valor que en la escritura se mencione que el consumidor aceptaba expresamente, por negociadas, las estipulaciones.

Entre los dos créditos, esta familia de ASUFIN había sufrido un perjuicio de 90.567,45€.

La sentencia confirma la de primera instancia con imposición de costas. El clausulado multidivisa de ambos contratos se anula, se referencian a euros desde su inicio fijando como tipo de interés el Euribor. Bankinter debe recalcular las cuotas pendientes y el saldo vivo teniendo en cuenta los pagos realizados en su contravalor en euros.

Felicitamos a toda esta familia asufinera y a nuestro abogado colaborador, Carlos Lete, por este importante triunfo. Del mismo modo, damos la enhorabuena al perito colaborador Enrique Mestre, cuya labor es tan importante para estos procedimientos. Los afectados por abusos bancarios tienen que tener presente que una buena dirección jurídica es clave para el éxito. ASUFIN lleva casi diez años eligiendo a los mejores para que los afectados recuperen su dinero.


Dirección Letrada: Carlos Lete Achirica
Perito: Enrique Mestre
Banco: Bankinter
Producto: Hipoteca multidivisa
Perfil: Particular/ASUFIN
Pdf: Sentencia estimatoria AP1de Pontevedra